Imagen ilustrativa del sinhogarismo en 2022

Tras diez años sin datos renovados, el INE ha publicado recientemente la actualización de la Encuesta a las personas sin hogar con cifras demoledoras que apuntan directamente a las Administraciones públicas para iniciar acciones de urgencia ante una problemática que se encuentra en claro agravamiento.

Un 24,5% más de personas en situación de sinhogarismo

El INE señala que se ha producido un aumento del 24,5% de las personas en situación de sinhogarismo respecto a 2012. En total 28.552 personas han sido atendidas en centros asistenciales de alojamiento y restauración durante 2022.

Sin embargo, esta encuesta solo refleja los datos de las personas usuarias de los centros del sistema de atención. Es decir, no contempla a aquellas personas que no pasan por dichos centros, y deja fuera a menores de edad y a los municipios por debajo de 20.000 habitantes. Por lo que, podemos esperar que el número real de personas sin hogar en España es mayor que el reflejado.

Por otra parte, con estos nuevos datos se constata la variante estructural del problema, puesto que un 40,5% de las personas sin hogar encuestadas lleva más de tres años en esta situación. No obstante, también asoman posibles soluciones: un 82% de las personas afectadas considera el sinhogarismo como un problema de vivienda y cree que la vivienda es la herramienta necesaria para salir de esta situación.

Andalucía, País Vasco y Madrid a la cabeza en personas sin hogar

Las comunidades con mayor número de personas sin hogar son Andalucía, País Vasco y Madrid, pero donde más ha crecido este fenómeno ha sido en Castilla y León, seguido de Asturias y País Vasco.

Se debe tener en cuenta que la metodología establecida para contabilizar por centros de asistencia puede ocultar a muchas personas que queden sin plaza o que no quieren acudir a los mismos, y que las propias estrategias de alojamiento en determinadas autonomías no son las más adecuadas para que realizar un conteo adecuado de las personas en situación de sinhogarismo.

Falta de vivienda asequible

Tal y como se puede apreciar en este Observatorio, la principal causa de exclusión residencial es la falta de vivienda asequible. En esa misma línea, la encuesta también refleja respuestas que apuntan directamente al problema estructural de falta de asequibilidad de la vivienda.

Según el INE, la principal causa directa del fenómeno del sinhogarismo es tener que empezar de cero tras emigrar a otro país (28,8%) y, en segundo lugar, la pérdida de empleo (26,8%). Entre aquellas causas relacionadas con la vivienda se encuentran: desahucios (16,1%), no poder pagar el alojamiento (14,7%), y finalización del contrato de alquiler (8%).

En la encuesta también se analiza una dinámica de persistencia del problema en la edad de las personas sin hogar. Mientras que en 2012 se apuntaba a que la mayoría formaban parte de los segmentos de edad comprendidos entre 30 y 44 años y 45 y 64 años, en 2022 se sitúa el 43.31% únicamente en la franja entre 45 y 64 años. Que este segmento poblacional sea el mayoritario indica que las barreras de salida de esta situación existentes y que el sinhogarismo en España son un problema estructural.

Edad de las mujeres

Fuente: INE, 2022.

Edad de los hombres

Fuente: INE, 2022.

Un problema con enormes dificultades

La problemática del sinhogarismo, como todas aquellas derivadas de la exclusión residencial, alberga otras dificultades añadidas. En este sentido la encuesta del INE (2022)  señala el acceso a rentas y ayudas mínimas, y los delitos y agresiones.

Por un lado, se indica que las personas en situación de sinhogarismo se enfrentan a muchas barreras para acceder a subsidios y ayudas y, en caso de recibirlas, estas no posibilitan el acceso a una vivienda digna. Se apunta a que, del total de personas sin hogar en España, solamente 1.422 han accedido al ingreso mínimo vital, frente a 8.532 que no disponen de ningún tipo de ingreso. La mayoría (8.819) gana menos de 300€, que obtienen principalmente de préstamos de algún familiar o conocido/a y de otras personas. Por último, 2.983 personas que son atendidas en centros ganan más de 600€ y, sin embargo, no pueden sufragar una vivienda y/o hacer frente a los gastos de alimentación. 

Por otro lado, la encuesta refleja que casi el 50% de las personas sin hogar ha sufrido alguna agresión o ha sido víctima de algún delito. Los delitos de los que se ven afectados son en su mayoría insultos o amenazas (68,9%), robos (65,2%), o agresiones y estafas (39% y 38,2%, respectivamente).

Es importante señalar la brecha de género que sufren las mujeres en situación de sinhogarismo, ya que son víctimas de agresiones sexuales de forma exponencial (21,9%) frente a los hombres (4,5%).

Mujeres

Fuente: INE, 2022.

Hombres

Fuente: INE, 2022.

El Proyecto de Ley por el Derecho a la Vivienda, la Estrategia Nacional Integral para las Personas sin Hogar y la Estrategia Nacional de Desinstitucionalización son una oportunidad para transformar el sistema de cuidados para las personas en situación de sinhogarismo.

Para conseguir la recuperación de la autonomía de las personas desde un enfoque de derechos, es necesario acometer reformas urgentes que promuevan procesos de transformación orientados a la generación de nuevos modelos basados en la vivienda, con metodologías y respuestas de apoyo en entornos comunitarios.

 

Si quieres recibir las últimas novedades y la actualización de los datos oficiales recogidos en el Observatorio, suscríbete al boletín mensual: